TU TIENDA -- DE TIENDAS

La película de la semana: 'El escándalo Ted Kennedy'

Escrito por

Cristina Sánchez de Pedro

28/09/2018
© 2016 Bridgewater Picture Finance, LLC. / El escándalo Ted Kennedy / Cortesía de A Contracorriente Films.

La llegada del hombre a la luna, una absurda cortina de humo y una falta total de escrúpulos. Así se ocultó uno de los capítulos oscuros y menos populares de la familia Kennedy.



El escándalo Ted Kennedy (John Curran, 2017) es un nuevo drama con tintes de documental - actualmente en la cartelera - que arroja luz sobre el trágico incidente que tuvo lugar el 18 de julio de 1969 en Chappaquidick, cuando el senador Edward M. Kennedy (Ted) - que había bebido - sufre un accidente de tráfico. Su coche se precipita a un lago desde un puente y su compañera de viaje Mary Jo Kopechne acaba muriendo trágicamente ahogada.

Ted Kennedy ha pasado a la historia como un icono del liberalismo americano y esta película no ataca su política, sino cómo la traicionó al no ser capaz de hablar con franqueza y asumir honestamente las consecuencias de sus actos. Kennedy pertenece a ese grupo de elegidos, acostumbrados a que los demás les resuelvan todo y, en este caso, no iba a ser menos: cuenta con su propio comité de expertos en ocultar escándalos y orquestar farsas para influir en la opinión pública.

© Cortesía de A Contracorriente Films.

Otra forma de corrupción política que consiguió terminar con el posible legado de este senador perteneciente a la aristocracia norteamericana, aunque lo cierto es que cualquier posibilidad de herencia murió en el momento en que su acompañante perdió la vida.

Kate Mara y Jason Clarke interpretan a Mary Jo Kopechne y Ted Kennedy. © Cortesía de A Contracorriente Films.

“En Bahía Cochinos hubo más coordinación que aquí”, asegura uno de los encargados de esconder el marrón de Kennedy debajo de la alfombra, pero siendo consciente de que cuentan con un poderoso as bajo la manga: tan solo dos días después - el 20 de julio de 1969 -, el comandante Neil Armstrong y el piloto Edwin F. Aldrin se convierten en los primeros hombres en llegar a la luna y las imágenes son seguidas en televisión por millones de personas. El escándalo de Ted Kennedy pasa a un segundo plano casi antes de haber alcanzado las portadas de los periódicos. Han conseguido la cortina de humo perfecta por una simple cuestión de timing.

© Cortesía de A Contracorriente Films.

Variety, medio especializado en la industria del cine, ha seleccionado este film como una de las mejores películas de la primera mitad de 2018, a la altura de El reverendo (que se estrena hoy en España), The Rider (actualmente en cartelera), En la playa de Chesil o Isla de perros.

© Cortesía de A Contracorriente Films.

★ RECOMENDACIÓN ZOCÖH: EL ESCÁNDALO TED KENNEDY TE GUSTARÁ SI...

Valoras positivamente aquellas películas en las que se muestra cómo los gabinetes de asesores y la maquinaria política se ponen en marcha para proteger la carrera de alguien, sacando una pasmosa y absoluta falta de escrúpulos a pasear. También si eres fan de la familia Kennedy: aquí podrás descubrir uno de sus capítulos menos populares gracias a que sus poderosos contactos se encargaron de ocultarlo. Muy a la orden del día.

© Cortesía de A Contracorriente Films.

★ EL VESTUARIO DE EL ESCÁNDALO TED KENNEDY

El vestuario de El escándalo Ted Kennedy es obra de David C. Robinson, responsable también de los estilismos de Zoolander, Donnie Brasco o la serie Lipstick Jungle. Con el objetivo de aportar toda la autenticidad posible a la historia, Robinson ha prestado especial atención por los detalles. John F. Kennedy fue el primer presidente de Estados Unidos que se dejó fotografiar vistiendo pantalones chinos y polos de manga corta, utilizando la moda para alejarse de Nixon y acercarse al pueblo. 

Sin embargo, Ted no es JFK. Su armario en Chappaquidick se compone de polos en tonos pastel y chinos de colores, tratando de copiar el look off duty de su hermano hasta en las gafas de sol, con un modelo muy similar al Clubmaster de Ray-Ban, muy popular también entre su comité de expertos.

Pero su falta de carisma y de habilidades para gestionar honestamente la crisis que atraviesa no hace otra cosa que reforzar su papel de segundón, no porque la sombra de su hermano sea demasiado alargada, sino porque no ha sabido estar a la altura de su cargo y apellido. Su actitud negligente y chapucera a la hora de dar explicaciones le delata y, por tanto, la percha se resiente. 

Clic en la imagen para comprar.


Su objetivo es acabar siendo un mártir a pesar de que es responsable de la muerte de una persona y eso no hay look Kennedy que lo sostenga, aunque parece ser que en los Estados Unidos de 1969 ayudaba bastante.
¿TE HA GUSTADO? ¡COMPÁRTELO!

Artículos populares

Comentarios

Debes estar registrado para comentar